ÚLTIMA HORA

martes, 22 de noviembre de 2016

Línea Política

Agustín Contreras Stein/


DUARTE ¿CASTIGADO?

CONFORME se va acercando el final del Gobierno duartista, a la mayor parte de los veracruzanos, les ha dado por opinar respecto del futuro del casi Ex gobernador de la entidad, Javier Duarte de Ochoa.

Hay la plena seguridad de que el Gobierno federal, espera, como ya lo comentamos en diversas ocasiones, que concluya el periodo constitucional del gobernador en fuga, para aprehenderlo definitivamente.

Con la espera de varios días, aproximadamente cuarenta, desde que Duarte de Ochoa, dejó el Gobierno de Veracruz, al solicitar licencia para separarse de su cargo, al Congreso local, que se ha venido especulando respecto de la falta del ejercicio de la acción penal que las autoridades federales debieron concretar hace algunos días.

No ha sido de esta manera, porque se ha explicado ampliamente, que Javier Duarte de Ochoa, aunque haya quien no lo crea así, conserva la protección del fuero constitucional y ante este obstáculo jurídico, la propia Procuraduría General de la República, no ha logrado capturar al mandatario veracruzano, con licencia, evitando, también, no caer en otro error que pudiera garantizarle la libertad a Duarte de Ochoa.

Por eso, la dependencia federal, ha sido cauta. No se mete entre las patas de los caballos y ha preferido esperar unos cuantos días más para llegar a la detención de Javier Duarte de Ochoa.

Desde luego, que a los veracruzanos, les apura y con toda la razón del mundo, pues se espera que al caer Javier Duarte de Ochoa, en las redes de la justicia federal, se caigan, también, como en cascada, todos aquellos ex colaboradores que fueron parte de la complicidad que tuvo el Gobernador con licencia.

Hay que recordar que Javier Duarte de Ochoa, no actuó solo en este despojo histórico de las arcas del Gobierno del Estado. Fueron muchos los que le acompañaron en esta aventura maliciosa y que en estos momentos quisieran que Duarte de Ochoa, no apareciera nunca, pues seguramente que pondrá en aprietos a muchos ex funcionarios que se sirvieron con la cuchara grande, llevándose todo lo que pudieron.

Y es que, por todas estas razones, los veracruzanos, ya quisieran que se ejecutaran las ordenes de aprehensión que hay en contra de Duarte, porque de esa manera, existe, por así decirlo la esperanza de que todos aquellos que se hicieron ricos en el duartismo, sean obligados a regresar lo que legalmente no les corresponda, además de que tengan que pagar con cárcel, todos los delitos cometidos en contra del patrimonio del Estado, así como de todas las afectaciones que generaron entre los veracruzanos en general, que van desde aquellos que prestaron sus servicios al Gobierno del Estado, hasta los que proveyeron con insumos a las propias dependencias gubernamentales, así como a todos los trabajadores del Estado, que hoy quieren cobrar lo que les deben y no hay dinero para cumplir con esta obligación.

Los veracruzanos, efectivamente, quieren a Duarte de Ochoa, en la cárcel, porque podría haber mayor información de todo lo que se ha dicho respecto al saqueo de los recursos económicos, dando oportunidad a las nuevas autoridades para que gestionen el retorno de lo robado, en el entendido de que hay documentos que muestran las pruebas suficientes para poder enjuiciar al Gobernador con licencia, así como a buena parte de sus más cercanos colaboradores que aprovecharon muy bien la actitud de Duarte, al dejar hacer, dejar pasar.

Así es que ya cercana la fecha de la conclusión del Gobierno de Javier Herrera Beltrán, se aproxima también, la posibilidad de que sea detenido inmediatamente, ya que de esta manera, se lograría obtener un buen impacto nacional, sobre todo, para la federación, donde el Presidente de la República, es el que manda directamente y que en los recientes meses no las ha tenido todas consigo, precisamente, por no actuar en contra de los que han perjudicado a los Estados de la República, donde se ha descubierto la enorme corrupción, de manera principal, en el Estado de Veracruz.

-----------------------------

LOS GOBERNADORES del Estado de Veracruz, interino y electo, se han apersonado en la ciudad de México, para seguir con las gestiones ante la federación, a fin de que, finalmente, se decida apoyar al gobierno del Estado de Veracruz, para que pueda cumplir con sus correspondientes obligaciones.

El Gobernador interino Flavino Ríos Alvarado, ha anunciado, en las recientes horas que los salarios de los trabajadores veracruzanos, ya están garantizados para la quince del día treinta de noviembre.

Ya será el nuevo Gobernador del Estado, quien al tomar las riendas de la administración estatal, cumpla con el pago de aguinaldos y demás prestaciones laborales a la gran masa de trabajadores al servicio del Estado.

Por lo pronto, ambos se mantienen en las negociaciones con autoridades federales, para que se apoye a Veracruz, en estos momentos de grandes dificultades económicos, generadas por la pésima administración duartista, además del saqueo que dejaron los principales actores o protagonistas del gobierno que culmina.

Pero, como esto ya nada es noticia, lo que ahora se procura es lograr que lleguen a la Secretaría de Finanzas, los apoyos económicos suficientes, que en todo caso, es la mejor de todas las noticias que hasta este momento se han canalizado a los medios de comunicación y al pueblo en general, el cual ha estado a la expectativa de los acontecimientos, pero eso sí, pendientes de todo lo que ocurre o pueda ocurrir, aunque también se ha criticado que hasta estos momentos ninguna organización política, social o económica, haya salido a la calle para protestar y sobre todo, demandar que los presuntos delincuentes que han robado a Veracruz, sean detenidos en el momento oportuno. Todo mundo, solamente, espera.

-----------------------------------

AUNQUE SE TRATA de otro caso, es decir, correspondiente a la materia electoral, la opinión pública, ha manifestado su desacuerdo en que las autoridades judiciales, hayan dejado en libertad a los presuntos delincuentes electorales que fueron detenidos recientemente y que por una ridícula cantidad como fianza, hayan dejado el penal donde se encontraban recluidos.

Nos referimos al Ex presidente Municipal de Boca del Río, Anselmo Estandía Colom, Felipe Sosa y una dama de nombre Graciela Tejeda Martínez, por supuestos delitos electorales, cometidos durante los años de dos mil once a dos mil trece.

El asunto cobra importancia, porque se dice que de esta manera pudiera suceder con Javier Duarte de Ochoa, que luego de ser detenido, pueda salir por alguna argucia legal o que se le imponga una sanción pecuniaria de unos cuantos pesos y que nunca se castigue ejemplarmente a este gobernante con licencia, lo que traería, desde luego, una desgracia más para este país que opera dentro de la impunidad que protege el propio sistema político y penal.

Esa es la duda de la gente, por lo que se cita este hecho, que después de haber sido aprehendidos los responsables de dichos hechos, ahora salgan a unas cuantas horas de haber dormido en el penal.

Lo anterior, se da en estos momentos, como persistente duda de los veracruzanos, porque ninguna autoridad ha dicho nada al respecto, es decir, cuál es la razón jurídica que les asiste para dejar en libertad a estas personas.

----------------------------------------

Y MAÑANA, aquí nos encontraremos, si otra cosa no sucede.

NUESTRO CORREO: ac_stein58@live.com.mx

Publicar un comentario

 
Diario Controversia © • Desarrollo web por HoobWeb